lunes 25/10/21
FLORENCIO VARELA

Watson, Medina y Pereyra distinguieron a estudiantes de la Universidad Jauretche por su tarea voluntaria en la pandemia

  • El intendente de Florencio Varela Andrés Watson junto al secretario de Calidad en Salud de la Nación Arnaldo Medina, y el actual diputado provincial Julio Pereyra reconocieron a los alumnos y las alumnas de la Universidad Nacional Arturo Jauretche que conformaron el Voluntariado “Vicente Ierace” por las múltiples tareas territoriales realizadas durante la emergencia sanitaria por el Covid-19.
ab24a083-d0ab-cf55-9b07-ee746b9b7b3e
Andrés Watson y Julio Pereyra, ante los estudiantes de la UNAJ.

Durante el encuentro realizado en el predio perteneciente a la Casa de Altos Estudios con el Día del Estudiante Solidario como contexto, el Intendente destacó la perseverancia y compromiso exhibido en los diversos roles que desempeñaron: desde telemedicina, operativos DetectAR hasta la campaña para inmunizar a la población ante el Coronavirus.

“Aplicaron toda su vocación. Mantuvieron encendida esa llama sagrada que inculcó la educación pública de brindarse al pueblo y resguardar a quienes más lo necesitaban en una misión titánica frente a una situación compleja e inédita”, afirmó la máxima autoridad distrital.

“Defendieron la vida de sus vecinos y vecinas visitándolos en sus hogares durante las recorridas por los barrios del distrito. Fueron garantes del acceso al sistema sanitario porque también viajaron a diferentes provincias argentinas para ofrecer asistencia. Su trabajo despertó admiración en toda la comunidad”, enfatizó el titular en el Ejecutivo local.

Medina destacó “el empoderamiento y la empatía que mostraron en sus acciones”. “Nos llenaron de orgullo”, aseguró el funcionario nacional quien definió a la ceremonia como “un día de mucha emoción luego de vivir momentos difíciles”.

“No solo estuvieron en Florencio Varela. También atendieron a personas en Jujuy, Salta, Chaco, Neuquén o la Ciudad Autónoma de Buenos Aires donde nadie imaginaba que chicos y chicas del conurbano iban a colaborar”, enumeró el Vicerrector de la facultad.

Pereyra repasó el proceso para la instauración del ámbito académico calificándolo como “un sueño que, mediante una tarea colectiva, convertimos en realidad” e instó a “ver la trasformación de la región que provocó la apertura de estas aulas para tomar dimensión de lo que representó en la cotidianeidad de cada ciudadano y ciudadana su paso por ellas”.

“El arraigo, el sentido de pertenencia y el conocimiento del territorio que ustedes desarrollaron les permitió implementar una mirada diferente, global e inclusiva, para ejercer su profesión con eficacia”, reflexionó el actual candidato a legislador nacional por el Frente de Todos. “¡Hicieron Patria!”, exclamó.

Los fundadores del espacio que congregó a los voluntarios y las voluntarias -Martín Silberman junto a Claudia Conget- celebraron la posibilidad de efectuar el homenaje a “protagonistas esenciales en esta historia que lograron sobreponerse tanto al temor como a la incertidumbre”.

“Hicimos una convocatoria tímida mediante un pequeño formulario online. Tres días después, contábamos con más de tres mil inscriptos. Fuimos quienes más agentes aportamos en todo el país y eso fue un mérito suyo. Pusieron en práctica lo aprendido en tiempo récord”, especificó Silberman.

Conget agregó: “Recibieron en Ezeiza a repatriados, cuidaron a quienes volvían desde el exterior infectados durante su estadía en los hoteles que funcionaban como centro de evacuados, participaron en la estrategia para encontrar sintomáticos y vacunaron a la gente”.

Aptitud y sensibilidad

Tras recibir su diploma y medalla, la alumna de la Tecnicatura en Emergencias Sanitarias y Desastres -Roxana Ramírez- señaló a su interés por ayudar a la ciudadanía como la principal razón para incorporarse a la propuesta.

La vecina oriunda del barrio Libertad, a una materia para su graduación, evocó conmocionada la fecha exacta de su convocatoria: 23 de marzo de 2020. “En ese instante arranqué. Desde ese entonces, conocí a compañeros y compañeras increíbles que dejaron todo por proteger al prójimo”.

“Estuvimos al pie del cañón, en la primera línea de batalla y ahí seguimos. Pusimos todo en juego. Fueron las mejores prácticas profesionales que tuvimos. Sentir un mimo por nuestro desempeño fue maravilloso”, aseguró.

Comentarios