Buscar

QUILMES

Precarización laboral y ajuste, la cara menos visible de Edesur: protesta de trabajadores de Luz y Fuerza en Quilmes

Precarización laboral y ajuste, la cara menos visible de Edesur: protesta de trabajadores de Luz y Fuerza en Quilmes

VIDEO | La empresa prestataria de suministro eléctrico fue blanco de fuertes críticas de los trabajadores del gremio de Luz y Fuerza de Quilmes, quienes se manifestaron con una protesta en las puertas de las oficinas comerciales quilmeñas. Tercerización de los servicios de mantenimiento y vaciamiento de la mesa de atención al cliente.

Los trabajadores de Edesur de Quilmes, Florencio Varela y Berazategui, del sindicato de Luz y Fuerza que conduce Daniel De Rosa, realizaron el miércoles 27 de junio una multitudinaria protesta frente a las oficinas comerciales de la empresa (en la esquina de 9 de Julio y San Martín en Quilmes Centro) contra la tercerización de los servicios de mantenimiento de la red de baja tensión y el ajuste en la mesa de atención al cliente (0800), que hace casi dos años fue trasladada a Capital Federal, con todo lo que eso implica para los vecinos a la hora de hacer un reclamo por falta de servicio.

De Rosa se manifestó en contra de la proliferación de empresas contratistas en la región donde tiene a su cargo los servicios Edesur. La protesta se realizó “fuera del horario de trabajo, para no afectar más a los usuarios, que ya bastante están castigados con un mal servicio”, indicaron a Cuatro Medios.

“Para nosotros es importante porque estamos visibilizando el conflicto que tenemos los trabajadores de las empresas eléctricas, en este caso Edesur”, dijo a Cuatro Medios De Rosa, secretario de zona Sur del gremio Luz y Fuerza a este sitio de noticias (ver video). “El reclamo es para decir basta de empresas contratistas, basta de tercerización, basta de precarización en el trabajo”, agregó el dirigente, quien además pidió por “mejores condiciones de trabajo. Porque estamos ante un empresariado que está achicando los planteles, que está tercerizando la mano de obra que es nuestra”.

Los dirigentes describieron la delicada situación que atraviesan dentro de la empresa y se solidarizaron con los cientos de miles de vecinos, clientes de la distribuidoras que no tienen luz que pasan muchísimos días sin suministro eléctrico “por inacción, por desinversión y por desorganización de la empresa distribuidora”.

Resaltaron que denunciaron al ENEL, la empresa nacional de electricidad italiana que gestiona Edesur, en función de “la muy malas condiciones de trabajo, en función de que detrás de la maximización de las ganancias lo que se encuentra es una situación caótica”.

De Rosa detalló que Edesur “está haciendo desastre en sus planteles de trabajo y está dejando el servicio en una condición muy difícil de seguir”.

Agregaron además que tanto Edesur como ENEL precarizan buscando reemplazar los trabajadores por trabajadores de otro encuadre. "Seguiremos reclamando por nuestro legítimo derecho sobre el trabajo", subrayaron desde el gremio que conduce De Rosa en la región.